Dos libros para acercarnos a las lenguas maternas

Con Alfabeto del racismo mexicano y El sueño de ser poeta, cerramos un ciclo de reseñas sobre lenguas maternas. La lengua como transgresora, resistencia y vínculo a nuestros orígenes

No hay comentarios

Por Equipo Bookmate

¿Te gustaría leer estos libros? Puedes hacerlo de manera inmediata en Bookmate. Sólo debes activar el código EFECTOANTABUS haciendo clic aquí y  podrás disfrutar de un mes de lectura gratuita.

Podría decirse que este ensayo en forma de glosario fue crucial para visibilizar el gran elefante en la discusión pública de nuestro país: el racismo que permea las relaciones sociales y políticas en México. En él, Federico Navarrete se sirve de vocablos comunes en el habla cotidiana (y en apariencia inofensivos) como “Aspiracional”, “Muchacha” o “Universal”, para desentrañar el racismo en la publicidad, las relaciones laborales, los roles de género, el pensamiento académico y la cultura popular.

A pesar de su brevedad, y de que la lectura fluye con rapidez, Alfabeto del racismo mexicano es un viaje por siglos de esperpentos: desde anécdotas autobiográficas protagonizadas por el propio Navarrete, frases e ideas hechas que esconden un racismo ancestral o historias olvidadas como la sinofobia en el norte del país durante el siglo XX. En ese sentido, no sólo es un alfabeto, sino también un museo nacional de los horrores del racismo, una serie de actitudes más que de ideologías, que el historiador compara con un acto repulsivo como el “sacarse los mocos con el dedo”.

Y no sólo eso, ya cuando se publicó, este libro fue uno de los primeros en mencionar un concepto que causó escozor y ahora parece más relevante que hace un lustro: la pigmentocracia, un orden racista que apenas está siendo estudiado, por mucho que millones de mexicanos la hayan vivido en su propia piel por generaciones.

Páginas: 186 
Publicación: 2017
ISBN: 9788416665969
Editorial: Malpaso

No es coincidencia que el último texto de este libro sea una despedida, la que Humberto Ak’Abal dedicó a su amigo, el también poeta Luis Alfredo Arango, y que podría leerse también como un adiós premonitorio para sí mismo: el agradecimiento de quien logró alcanzar y ejercer en plenitud el sueño de ser poeta.

Pues Humberto Ak’Abal (Momostenango, Guatemala, 1952), quien falleció de manera intempestiva en 2019, tuvo todo en contra para cumplir ese anhelo que signó su vida. Nacido pobre, en una Guatemala en guerra, autodidacta, indigenizado y autor de poemas en maya k’iche’ que él mismo traducía al castellano, sin embargo, Ak’Abal se convirtió en uno de los poetas más renombrados de su país y sus poemas no sólo se tradujeron al español sino a decenas de lenguas de todo el mundo.

 A ese  sueño, como lo retratan estas memorias, nunca le faltó un amor invencible por la poesía y, como se puede ver en los múltiples epígrafes que adornan cada capítulo, de las lecturas que formaron su visión del mundo. Escritos durante años y sin mayor pretensión, los textos de este libro funcionan como un testamento de júbilo y pasión. Repleto de recuerdos, citas y de sus propios poemas, este libro es quizá la mejor introducción, y por eso, el mejor saludo a la vida y obra de Ak’Abal.

Páginas: 120
Publicación: 2020
ISBN: 9789929562363
Editorial: Piedrasanta

Imagen perteneciente a la portada Alfabeto del racismo mexicano (Malpaso, 2017)

Procesando…
¡Lo lograste! Ya estás en la lista.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .