Mes: agosto 2017

La memoria es una nube arrastrada por los vientos

—Aquí lo perdí, aquí lo voy recuperar —piensa el anciano sentado en la silla, mientras su mirada baja y la plática se estanca en espera de que logre retomar el hilo de la conversación. Había perdido la idea que estaba expresando, así, sin más, su mente enmudeció, o cambió de enfoque, pues aun pensaba, sobre

Seguir leyendo

Dos textos de Marco Almeida

Redención Aunque la gente alrededor lo mirara de pies a cabeza sin parar, no odiaba esa fila. Estaba sorprendido, la inquisición visual era una caricia que no penetraba el estampado psicodélico de su saco. –Pasaporte –Aquí está ­–“Jean-Patrick de Haes”, “belga”, bienvenido a México, señor Poniendo en práctica tres años de estudiar español, Patrick sobrevivió

Seguir leyendo

Sin daño a terceros

No cuesta nada acatar una maldita orden. Por eso no entiendo a los que constantemente rompen las reglas y sacan la lengua. Es tan fácil como no morder una manzana, y aun así, existe la jodida tentación de desobedecer. Nomás porque sí, porque podemos. Llevamos arraigado en los genes la rebeldía, luego entonces lo verdaderamente

Seguir leyendo

PO-PO-ETAS

A los poetas que jamás duermen para amanecer en la calle ciega Compartiendo un pan de palabras milagrosas Con tal de hacer brillar los corazones como el firmamento.   Esos po-po-etas que nunca visitan un parque Porque ciertamente solo hallaran excremento de mascotas Y jamás lo hacen temblar con versos de meteoros Que enfrenten el

Seguir leyendo

Ka’ap’éel íik’il t’aano’ob tumen James Sarao / Dos poemas de James Sarao

Táan in kaxtiktech Le ka’a jalchajen ti’ in k’ajlepij yaanten k’eel sikil in wich, tin wilik bix u síinil u júul mama luuna, bix ku jáayal yo’ lu chacho’obe che’o’ tu nakik tu chun sabakche’ utia’al u ka’a t’ochkuba tu tso’otsel ka’anal ja’. Tene kin náak’ch’aktik’ u xuul le’ob u che’ tin tuukul.   Sáast’íinka

Seguir leyendo

El último discurso de los muertos

Escuché a mi esposa intentar decir algo desde su ataúd, un débil susurro que no alcancé a entender. Sus palabras eran amordazadas por el olor a rosas y cempasúchil. Conforme llegaban más familiares, aumentaban las coronas de flores apiladas detrás y a los lados del féretro. Cada vez iba a ser más difícil entender qué

Seguir leyendo

El chile y la piedra

Alguna vez mi abuela sembró un chile amarillo en una maceta de su jardín. Lo echó como si nada a la tierra y esperó cuarenta días a ver qué resultado daba este proceso. Fue eterno para ella, cada día que transcurría contemplaba impaciente su maceta, añorando la llegada del momento en que por fin encontrara

Seguir leyendo

Tres poemas de Rodrigo Quijano

Fandango ¡Qué altos están los cerrojos! ¡Qué cortos mis dedos de hierba!   Le pediré a Febrero que traiga sus alas de luna bermeja,   que quiero alcanzar los pestillos de un cuarto desnudo en la niebla   ―que quiero zurcir las paredes con hilos de plomo y centella.   ¡Rogad a Febrero que corra

Seguir leyendo